El presidente Donald Trump dijo el lunes que más de un millón de estadounidenses se habían hecho la prueba del coronavirus e instó a la gente a seguir las medidas de distanciamiento social hasta abril para evitar que el virus se propague.

 

«Cada uno de nosotros tiene un papel que desempeñar para ganar esta guerra. Cada ciudadano, familia y empresa puede hacer la diferencia para detener el virus. Este es nuestro deber patriótico compartido. Se avecinan tiempos difíciles para los próximos 30 días y estos son 30 días muy vitales», dijo Trump a los periodistas en la Casa Blanca.

 

Se refirió al número de pruebas como un hito. Trump dijo que Estados Unidos había comenzado a adquirir equipo de protección personal en el extranjero. «Lo estamos recibiendo de todo el mundo y también estamos enviando cosas que no necesitamos a otras partes», dijo.

 

Trump dijo que acababa de hablar con el primer ministro italiano Giuseppe Conte y que Estados Unidos enviaría a Italia unos 100 millones de dólares en suministros médicos que no se necesitan en Estados Unidos.*

*Las noticias fueron sacadas de un diario judío religioso (JP morning).

Deja una respuesta